Síguenos en: Sígueme en Facebook Sígueme en Twitter Suscríbete a NT Youtube Suscríbete Gratis Síguenos en Google + Síguenos en Google + Síguenos en Google +

martes, 23 de septiembre de 2014

Aprovecharon que la embarazada se cayó para dispararle


Ayer le dieron el último adiós a Joselín Polanco, quien tenía dos meses de gestación. Sus familiares esperan justicia. Los delincuentes son azotes del barrio La Polar; la Policía los rastrea por la zona y los acusan de un doble homicidio

Por Luisa Godoy / La Verdad

Ver Luego:
  • LA VIDA POR UN CELULAR: Matan a embarazada por oponerse al robo de su celular
  • Los delincuentes actuaron con saña, aprovecharon que Joselín del Valle Polanco Soler (23), quien tenía dos meses de gestación, se cayó mientras huía de ellos y sin piedad le dispararon a quemarropa en la cabeza. Huyeron, pero la Policía los rastrea por la parroquia Domitila Flores en San Francisco. Son jóvenes, delgados y peligrosos. La comunidad teme salir de sus casas.

    Los vecinos de la calle 187 del barrio La Polar no salían de su asombro. Con atuendos marrones, morados y negros se acercaron a la residencia de los Polanco. "Es horrible recordar esa imagen. Joselín estaba en el suelo, muerta. No pude ayudarla", repetía Wilson Jesús Urdaneta, esposo de la víctima, mientras conocidos y extraños hacían cola para darle consuelo.

    Con la voz quebrantada y los ojos llorosos de la tristeza, José Polanco, uno de los tíos del ama de casa, dijo sentirse frustrado por la inseguridad que los azota. "No puedo explicar qué siento al ver a mi sobrina acostada dentro de una urna por culpa de la delincuencia".

    Para la familia, el mundo se detuvo a las 9.05 de la noche del pasado sábado cuando les informaron que la habían matado. Se aferran a la promesa de la Policía científica de encontrar a los responsables del doble homicidio, quienes el único avance que tienen es que viven en la zona.

    “Creo en la justicia. No tenemos otra opción que creer y confiar en que el CICPC va a hacer su trabajo y los atrapará". José Polanco. Tío de la occisa

    Por un celular

    En el tercer intento la mataron. Los motorizados pasaron frente a la casa de la suegra de Joselín Polanco. Allí conversaban la embarazada con dos cuñados y otras dos parientes. Las mujeres entraron para guardar los celulares.

    Los motorizados llegaron, partieron una botella y las amenazaron con el pico. Les pidieron los celulares, las revisaron, se llevaron un bolsito y le quitaron la gorra al cuñado, quien en defensa le pegó con una silla plástica al parrillero por la espalda, mientras huían. A los 10 minutos los delincuentes regresaron, esta vez armados, y la mataron.

    Joselín del Valle Polanco Soler (23). Dejó en la orfandad a una hija de cinco añitos y tenía dos meses de embarazo. Ayer a la 1.00 de la tarde le dieron el último adiós en el cementerio municipal San Francisco de Asís.


    Recibe nuestras actualizaciones por E-Mail. SUSCRÍBETE GRATIS AQUI


    Tu opinión vale mucho…