Otro Blog del Grupo Noticias en Tweets »» Sígueme en Facebook Sígueme en Twitter Síguenos en Instagram Suscríbete a NT Youtube Suscríbete Gratis Síguenos en Google +

jueves, 17 de septiembre de 2015

Matan a profesor de matemáticas en un pulilavado


La víctima el pasado martes tuvo en sus manos el Chevrolet Optra gris que se compró y junto con su hermano José Ángel Ortiz en la noche se pusieron a instalarle un equipo de sonido nuevo

Ysbel Carolina Gil / La Verdad

A Esneider José Ortíz Portillo (27) lo acribillaron dos hombres que viajaban a bordo de una moto mientras se encontraba en el pulilavado El Colibrí, a las 7.30 de la noche, en el sector Palito Blanco, vía La Concepción. Los funcionarios de la Policía científica iniciaron las investigaciones para dar con los asesinos.

La víctima el pasado martes tuvo en sus manos el Chevrolet Optra gris que se compró y junto con su hermano José Ángel Ortiz en la noche se pusieron a instalarle un equipo de sonido nuevo. "Cuando el hermano de Esneider estaba en el asiento trasero colocando unas cornetas escuchó el primer disparo y se agachó", contó un pariente ayer en la mañana frente a la morgue, mientras esperaba la entrega del cuerpo.

Los azotes llegaron cuando los hermanos estaban distraídos. Uno de los pistoleros se bajó de la motocicleta, se acercó hasta donde estaba el educador y le disparó en reiteradas veces. Cuando vieron que su víctima estaba en el suelo retorciéndose del dolor, huyeron. Los testigos que se escondieron durante la balacera, al ver que los sicarios se habían marchado salieron y auxiliaron a Esneider a quien llevaron hasta la emergencia del Hospital Concepción I. Allí los médicos lograron estabilizarlo y seguido lo remitieron hasta el Hospital Universitario, donde falleció minutos después de su ingreso.

Ayer los Ortiz aseguraron que su pariente no tenía problemas con nadie y contaron que había decidido renunciar a la escuela de La Concepción donde trabajaba como profesor de matemáticas para intentar entrar a la Policía científica, pues deseaba ser investigador. "Ya lo habían aceptado y no se quiso ir porque yo se lo pedí, no entiendo por qué le hicieron eso si era tan bueno, creo que lo confundieron”, dijo su madre.

La Policía indicó que aún no tienen un móvil del crimen, pero intuyen que se trate de una venganza debido a que sabía sobre los movimientos de una banda que azota el sector y dijo donde estaban enconchado los miembros de la misma.

El matemático era el mayor de cuatro hermanos. Uno de ellos actualmente está adscrito a la Policía regional. Dejo dos infantes de dos años y otro de 8 meses en la orfandad y vivía en el sector Las Amalias. También estudiaba cuarto semestre de Administración en la Universidad José Gregorio Hernández.


Recibe nuestras actualizaciones por E-Mail. SUSCRÍBETE GRATIS AQUI


Tu opinión vale mucho…